Inicio » tratamientos » Tratamientos farmacológicos

Tratamientos farmacológicos

El tratamiento con medicamentos es el más empleado para el insomnio agudo y transitorio. Los productos más usados son los llamados hipnóticos (benzodiacepinas y análogos). Este tipo de soluciones siempre han de estar supervisadas por un médico, y hay que tener en cuenta siempre que su finalidad es la de que se normalice el patrón de vigilia-sueño en cuestión de días o semanas, ya que a menudo los casos de insomnio vienen producidos a causa de la retirada de los mismos.

Indicaciones de los hipnóticos

Los hipnóticos sólo deben ser usados en caso de que las medidas no farmacológicas no resulten eficaces y como paciente uno se sienta completamente desbordado por el problema y sea necesario disminuir los niveles de ansiedad. Bajo la prescripción médica suelen estar indicados para los casos a corto plazo, aunque entre el 10% y 15% de de los consumidores de hipnóticos los toman durante más de un año. Raramente serán adecuados para tipos de insomnio crónico, ya que a menudo la retirada de los mismos son los causantes del mismo.

A tener en cuenta para la terapia con hipnóticos

– Se debe usar siempre la mínima dosis eficaz

– El tratamiento se debe tomar de manera intermitente

– Hacerlo en periodos cortos, sin superar las 3 ó 4 semanas

– Retirar el tratamiento de manera gradual

– Vigilar la posible aparición de insomnio de rebote después de suspender el tratamiento

Todo esto es meramente orientativo y siempre se ha de consultar con un profesional médico.

Contraindicaciones de los hipnóticos

– En mujeres embarazadas, durante el primer trimestre y en el periodo de lactancia

– En casos de síndrome de apnea obstructiva del sueño sin tratar

– Con antecedentes de dependencia de alcohol u otras drogas

– Para aquellas personas que necesitan poder despertarse en medio del sueño normal para realizzar alguna actividad eficazcmente.

– Para personas con necesidades de sueño pequeñas

– Si se sufre alguna enfermedad hepática, renal o respiratoria han de ser supervisados con especial atención.

Tipos de hipnóticos

Barbitúricos (principios del s xx)

– Son efectivos pero no inducen un sueño fisiológico

– Provocan tolerancia y dependencia

– Están actualmente contraindicadas cono hipnóticos

Benzodiacepinas (años 60)

– Contienen propiedades ansiolíticas, miorrelajantesy anticonvulsivantes.

– Son efectivas, pero pueden afectar a la arquitectura del sueño

– Conllevan efectos adversos como sedación diurna y deterioro cognitivo y psicomotor

– Pueden provocar tolerancia y dependencia

Análogos a las benzodiacepinas (años ochenta)

– No contienen acciones ansiolíticas, miorrelajantes ni anticonvulsivantes

– Respetan la arquitectura del sueño

– No producen insomnio de rebote ni síndrome de retirada si se administra en de forma correcta.

– Mal utilizados pueden ocasionar los mismos efectos negativos que las benzodiacepinas

Todo lo apuntado anteriormente es meramente ilustrativo, y se recomienda en todo momento que se acuda a un especialista. Para lo que hemos de tener en cuenta también sus opiniones acerca de este tipo de remedios. [Seguir leyendo >> ]

Resuelve tus dudas participando en el foro de el insomnio de Aorana.